english








portada de BMM
correo
archivo

DOSSIER   


Los grandes retos de la Barcelona del 2004

Después de la renovación olímpica de 1992, Barcelona se encuentra inmersa en una transformación que afectará profundamente a sus infraestructuras y a la calidad de vida de algunos de sus barrios. En las siguientes páginas se explican de forma sintética los grandes retos que los ciudadanos verán materializarse en un futuro inmediato.

 




· Área Metropolitana
· Metro
· Metro ligero
· Tren de Alta Velocidad (TAV)
· Aeropuerto
· Puerto
· La ampliación de la Fira
· Museos
· Bibliotecas
· Cable
· Diagonal Mar
· Poblenou
· Ciutat del Coneixement
· 2004



Área metropolitana

En los últimos meses, el alcalde de Barcelona, Joan Clos, ha reivindicado en repetidas ocasiones la necesidad de un gobierno supramunicipal que haga las funciones de la Corporación Metropolitana de Barcelona, desaparecida en los ochenta. Este ente tendría competencias sobre 32 municipios y gestionaría una zona en la que viven más de tres millones de personas. El modelo que quiere seguir la ciudad es el mismo que se ha puesto en marcha en Londres o el que ya funciona en Boston. La gestión conjunta de esta gran zona se considera la mejor fórmula para conseguir un máximo rendimiento de muchas de las infraestructuras y servicios que son competencia del Ayuntamiento y, en general, una mayor competitividad de Barcelona.

El Ayuntamiento barcelonés no considera adecuado que cualquier servicio que supere el ámbito municipal sea administrado desde otro órgano, como ocurre en la actualidad.
Un estudio de 35 expertos dirigido por el biólogo Ramon Folch y el urbanista Josep Antoni Acebillo aconseja la constitución del nuevo ente. La recomendación se sustenta en la necesidad de hacer más sostenible el medio ambiente. Dos áreas directamente beneficiadas por la constitución de las nuevas estructuras de gobierno serían la de polución y la de residuos, especialmente en lo que se refiere a la recogida selectiva. Hay que recordar que entre 1998 y 1999 la recogida selectiva aumentó un 35%. Actualmente, la problemática que este tipo de basura genera es común al conjunto de municipios, pero la solución no tiene más remedio que ser independiente para cada uno de ellos.

En materia de transporte, los sindicatos han reclamado una mayor apuesta por el transporte colectivo que no sólo tenga en cuenta la comunicación entre los núcleos históricos, sino también con las nuevas urbanizaciones y los barrios periféricos.

Otro estudio, éste del Departamento de Economía Aplicada de la Universidad Autónoma, concluye que la región metropolitana de Barcelona, en sentido amplio, es la sexta de Europa, y en 2001 llegará hasta Lleida y Tarragona, y se plantará a las puertas de Girona. El territorio comprende 252 términos municipales, tiene una población de 4,4 millones de habitantes y aporta el 22% de las exportaciones españolas.

El crecimiento del área metropolitana tiene que ser equilibrado. En los últimos años, la población de la región se ha mantenido, mientras que el espacio urbanizado se ha multiplicado por dos. Mientras que la Barcelona de 1992 tenía sus límites en las Rondas, la de 2010 llegará hasta Vilanova, Martorell, Sabadell y Mataró.

 


Metro

Las casi cien estaciones de metro son insuficientes para cubrir todas las necesidades de desplazamiento de los ciudadanos. Por eso se da un fuerte impulso a la expansión de la red. Por primera vez, todas las administraciones implicadas están de acuerdo. El objetivo de la Autoridad del Transporte Metropolitano (ATM) es doblar el número de las estaciones.

La línea 9 unirá Badalona con la Zona Franca y el aeropuerto en un recorrido de 19,2 kilómetros, que costará 105.000 millones. Las instituciones pretenden que la Unión Euro-pea asuma una parte del coste de las obras, tal y como ya hizo con el metro de Madrid hasta Barajas. Además de la posible subvención europea, la Autoridad del Transporte Metropo-litano estudia otras fórmulas de financiación. A partir de 2004, cuando entre en funcionamiento, la línea 9 dará servicio a unos 245.000 viajeros cada día. La línea 9 está llamada a ser uno de los principales sistemas de comunicación entre la futura estación del Tren de Alta Velocidad en Sagrera y el aeropuerto. Además, se ha previsto que conecte con la línea 2 a la altura de la Zona Franca. La línea 2 enlazará las dos instalaciones de la Fira en Montjuïc y el polígono Pedrosa. De esta forma, se conseguirá una correcta conexión entre el aeropuerto, el centro de la ciudad y la Sagrera.

La ampliación prevista de la red del metro empezará a ser perceptible en el 2001, cuando se inaugure el tramo de 2,5 kilómetros de la línea 3 entre Montbau y Canyelles, que también incluirá paradas en Llars Mundet y Valldaura.

La mejora prevé, dentro del Plan Director de Infraestructuras 2001-2010, la prolongación de la línea Sant Boi-plaza Espanya de Ferrocarrils de la Generalitat hasta enlazar con la línea Vallès-Sarrià a través de la plaza Francesc Macià, la prolongación de la línea 5 desde Horta hasta Vall d'Hebron por el Carmel y la Teixonera y el tramo de la línea 3 entre Canyelles y Trinitat Nova y de la línea 1 hasta el Prat de Llobregat desde la parada de Feixa Llarga.

A la mejora de la red se añadirá, a partir de enero de 2001, la plena integración de tarifas. Los trenes de cercanías, el metro, los autobuses y los Ferrocarriles de la Generalitat deberán compartir, como mínimo, un abono de viaje. Las tarifas se fijarán en función de las distancias a recorrer, mediante un sistema de coronas. La integración de las tarifas, que permite viajar con metro, autobús, la red de cercanías de Renfe y Ferrocarriles de la Generalitat pagando un solo billete, supondrá un incremento de unos diez millones de usuarios del suburbano barcelonés.

Metro ligero

Se construirá una línea de metro ligero -o tranvía- en Nou Barris que comunicará Can Cuiàs, Ciutat Meridiana, Torre del Baró y Trinitat Nova, donde enlazará con la línea 4 del metro. Las obras, ya comenzadas, costarán unos 5.000 millones. El nuevo servicio tendrá un recorrido de casi dos kilómetros. El metro ligero se construye con unas características que permitirán su substitución por un metro convencional si en el futuro se considera oportuno.

A esta línea de metro ligero se sumará el Trambaix, que enlazará el Baix Llobregat con la plaza Francesc Macià. Existirá un doble trazado; uno principal con vía doble que irá a Esplugues, Cornellá y Sant Joan Despí y un ramal con vía única que, partiendo de Sant Joan Despí, llegará a Sant Just y Sant Feliu. En total, serán 16,8 kilómetros de vía y 35 estaciones. Las unidades ferroviarias pasarán con unos intervalos de hasta 3,45 minutos y tendrán capacidad para 218 personas. La construcción se iniciará en enero de 2001. Las obras fueron adjudicadas el pasado abril por un importe de 36.160 millones, que serán aportados por el Estado y la Generalitat. Deberían estar acabadas en 2003.

Otra línea de tranvía será la de Glòries-Diagonal-Besòs y un ramal que unirá la plaza de las Glòries con el barrio badalonés de Sant Roc, a través de la A-19. La línea dará servicio a unas 90.000 personas y circulará cada ocho minutos. También se está estudiando la posibilidad de enlazar las dos líneas de tranvía a través de la avenida Diagonal, pero, por ahora, no se ha tomado ninguna decisión. Existe un debate abierto respecto al trazado en superficie o subterráneo por la Diagonal.

Tren de Alta Velocidad (TAV)

El Ministerio de Fomento ratificó antes del verano que el TAV llegará a Barcelona y a la frontera francesa en 2004. Pero durante el pasado otoño se han puesto de manifiesto algunas discrepancias institucionales en relación con el tren de alta velocidad.

La primera diferencia importante se refiere al trazado que deberá seguir el tren a su paso por la ciudad. En septiembre se expuso públicamente el trazado urbano. El estudio incluye las dos alternativas de las que se ha hablado hasta el momento: un túnel que atraviese la ciudad por la calle Mallorca desde la estación de Sants hasta La Sagrera y un trazado que recorra el litoral desde El Morrot hasta la altura de la Estació de França, punto desde el que subiría hacia la estación de La Sagrera.

Pero estas alternativas presentan novedades que no gustan a los municipios metropolitanos. La opción del litoral es diferente a la que habían pactado el Ayuntamiento de Barcelona y Fomento, y la de la calle Mallorca entra en la ciudad por Cornellà, por una zona urbanizada que obligaría a derribar edificios, y deja el aeropuerto como un callejón sin salida al que sólo accederían algunos trenes.

La otra discrepancia es sobre dónde debe ubicarse la estación central. El Ayuntamiento siempre ha defendido que La Sagrera debe ser la principal estación del TAV, mientras que el Ministerio se ha mostrado partidario de que lo sea Sants. Contra la opción de Sants, el Consistorio asegura que no se ha tenido en cuenta la construcción de servicios como una gran estación de autobuses o una parada de taxis, y que el proyecto pone en peligro el Parc de l'Espanya Industrial.

Vista aerea de las instalaciones ferroviarias de la Sagrera.

Š Eva Guillamet  

El estudio tampoco contempla la cobertura de las vías, tanto a su paso por Sants como en la salida de Barcelona por La Sagrera. Esto supondría que dieciocho hectáreas de vías, talleres y oficinas quedarían a cielo abierto, situación que transgrediría el planeamiento urbanístico aprobado en 1996. El Ayuntamiento prevé construir sobre este espacio 7.000 viviendas y edificios de oficinas. La Sagrera tiene que ser la guinda del plan urbanístico que se desarrolla en torno a él.

El periodo de exposición al público del trazado del AVE acaba a finales de 2000, y será entonces cuando se tomará la decisión definitiva de por dónde pasará el tren de alta velocidad. Cumplido este trámite, el Ministerio de Medio Ambiente estudiará el impacto del proyecto constructivo. La licitación de los primeros trabajos y el inicio de las obras están previstos para 2001.

Los gobiernos francés y español tienen establecido un compromiso para que la línea que, procedente de Perpiñán y Lyon, atravesará los Pirineos esté finalizada en 2004. El transporte más beneficiado por la conexión con Francia mediante el ancho de vía europeo será el de mercancías. Los expertos consideran los beneficios en este segmento muy superiores a los que comportará el transporte de pasajeros con el TGV, que permitirá viajar a París en pocas horas. Será posible distribuir las mercancías que lleguen al puerto de Barcelona en dirección a la Península y al centro de Europa en poco tiempo.

La conexión con el ancho de vía europeo también se considera un factor fundamental para la expansión del puerto. La Dirección del puerto está convencida de que un retraso del TGV más allá del año 2004 puede tener consecuencias negativas irreparables.El Ministerio de Fomento ratificó antes del verano que el TAV llegará a Barcelona y a la frontera francesa en 2004. Pero durante el pasado otoño se han puesto de manifiesto algunas discrepancias institucionales en relación con el tren de alta velocidad.

La primera diferencia importante se refiere al trazado que deberá seguir el tren a su paso por la ciudad. En septiembre se expuso públicamente el trazado urbano. El estudio incluye las dos alternativas de las que se ha hablado hasta el momento: un túnel que atraviese la ciudad por la calle Mallorca desde la estación de Sants hasta La Sagrera y un trazado que recorra el litoral desde El Morrot hasta la altura de la Estació de França, punto desde el que subiría hacia la estación de La Sagrera.

Pero estas alternativas presentan novedades que no gustan a los municipios metropolitanos. La opción del litoral es diferente a la que habían pactado el Ayuntamiento de Barcelona y Fomento, y la de la calle Mallorca entra en la ciudad por Cornellà, por una zona urbanizada que obligaría a derribar edificios, y deja el aeropuerto como un callejón sin salida al que sólo accederían algunos trenes.

La otra discrepancia es sobre dónde debe ubicarse la estación central. El Ayuntamiento siempre ha defendido que La Sagrera debe ser la principal estación del TAV, mientras que el Ministerio se ha mostrado partidario de que lo sea Sants. Contra la opción de Sants, el Consistorio asegura que no se ha tenido en cuenta la construcción de servicios como una gran estación de autobuses o una parada de taxis, y que el proyecto pone en peligro el Parc de l'Espanya Industrial.

El estudio tampoco contempla la cobertura de las vías, tanto a su paso por Sants como en la salida de Barcelona por La Sagrera. Esto supondría que dieciocho hectáreas de vías, talleres y oficinas quedarían a cielo abierto, situación que transgrediría el planeamiento urbanístico aprobado en 1996. El Ayuntamiento prevé construir sobre este espacio 7.000 viviendas y edificios de oficinas. La Sagrera tiene que ser la guinda del plan urbanístico que se desarrolla en torno a él.

El periodo de exposición al público del trazado del AVE acaba a finales de 2000, y será entonces cuando se tomará la decisión definitiva de por dónde pasará el tren de alta velocidad. Cumplido este trámite, el Ministerio de Medio Ambiente estudiará el impacto del proyecto constructivo. La licitación de los primeros trabajos y el inicio de las obras están previstos para 2001.

Los gobiernos francés y español tienen establecido un compromiso para que la línea que, procedente de Perpiñán y Lyon, atravesará los Pirineos esté finalizada en 2004. El transporte más beneficiado por la conexión con Francia mediante el ancho de vía europeo será el de mercancías. Los expertos consideran los beneficios en este segmento muy superiores a los que comportará el transporte de pasajeros con el TGV, que permitirá viajar a París en pocas horas. Será posible distribuir las mercancías que lleguen al puerto de Barcelona en dirección a la Península y al centro de Europa en poco tiempo.

La conexión con el ancho de vía europeo también se considera un factor fundamental para la expansión del puerto. La Dirección del puerto está convencida de que un retraso del TGV más allá del año 2004 puede tener consecuencias negativas irreparables.


Aeropuerto

El aeropuerto del Prat dispondrá de una tercera pista a partir del 2003. La ampliación permitirá incrementar la capacidad y el uso de las terminales actuales. Desde el Ayunta-miento, el desbloqueo de la construcción del TAV se considera un paso previo para la futura ampliación del Prat.

El aeropuerto mantiene un crecimiento sostenido desde hace años. No obstante, los expertos afirman que si las instalaciones ya hubiesen sido ampliadas, el volumen de pasajeros y de mercancías transportadas sería superior. Los gobiernos autónomos de Cataluña, Baleares, Canarias y el País Vasco han reclamado al Estado la transferencia en la gestión de los aeropuertos, frente a la voluntad privatizadora del Gobierno. La Administración local y, en concreto, los ayuntamientos metropolitanos, en cambio, prefieren un sistema de gestión mixta público-privada, basado en la creación de un consorcio de titularidad pública que, a la vez, pondría en marcha una sociedad de gestión de la que se quiere que forme parte la sociedad civil y la iniciativa privada. El mundo local defiende este modelo porque entiende que es el que ofrece más garantías de competitividad y de buen servicio a los ciudadanos y ciudadanas en los aeropuertos catalanes.

Barcelona desplazó 86.000 toneladas de mercancías en el año 1999, cifra muy inferior a la que movió Madrid-Barajas, que, con una área industrial similar a la catalana, movió 294.000 toneladas, el 48% del total de España. Esta enorme diferencia está provocada por la concentración de los vuelos transcontinentales en Madrid. La práctica inexistencia de estos vuelos en Barcelona hace inviable el crecimiento del aeropuerto del Prat en el sector de mercancías.

En lo que al transporte de pasajeros se refiere, El Prat experimentó en 1999 un incremento del número de vuelos del 7,1%, mientras que Barajas, con el 13,9%, creció casi el doble. Por Barcelona pasan cada año unos diecisiete millones de pasajeros, unos diez millones menos que por Madrid. El aeropuerto barcelonés ha llegado a su límite con sus instalaciones actuales, lo que frena su expansión. En el periodo 2000-2003, AENA tiene previsto invertir en Barcelona 136.000 millones de pesetas, frente a los 529.000 que se gastará en Barajas.

El Ministerio de Fomento prevé que en el 2004 funcione el nuevo aeropuerto del Prat. El recinto podrá acoger hasta cuarenta millones de pasajeros por año, más del doble de la capacidad actual. Además de una tercera pista, se construirá una nueva terminal entre pistas con capacidad para 25 millones de pasajeros anuales y una estación subterránea para el TAV, el metro y la red de ferrocarril regional y de cercanías. También se construirá un hotel y una ciudad aeroportuaria con la que se pretende recuperar la industria aeronáutica de Barcelona y que se calcula que generará unos 10.000 puestos de trabajo.


Puerto

La ampliación del puerto hacia el sur recibió un importante impulso el pasado mes de marzo al ser aprobado, por parte del Ministerio de Medio Ambiente, el estudio de impacto ambiental. El actual dique se prolongará dos kilómetros hacia el sur, obra que exigirá el desvío del río y la regeneración de una nueva playa. El nuevo puerto ocupará unas 1.300 hectáreas, casi el doble de superficie que en la actualidad.

La apertura de una segunda embocadura para barcos de pesca y embarcaciones de recreo ha obligado a construir un acceso directo desde el pie de Montjuïc hasta el espigón. Un espectacular puente levadizo atraviesa actualmente el puerto por la parte central para favorecer el acceso al espigón. El puente no estará plenamente operativo hasta que entre en servicio la nueva embocadura, en el año 2001. Los vehículos que deseen utilizarlo, en uno u otro sentido, deberán esperar hasta veinte minutos (cuando el puente esté subido para permitir el paso de algún barco).

Port de Barcelona tiene en marcha un proyecto para construir un hotel, oficinas y un centro lúdico multimedia junto a la nueva embocadura. El elemento emblemático de la nueva edificación sería un edificio en forma de vela del arquitecto Ricard Bofill, que, según el proyecto original, mediría 160 metros. Sin embargo, el Ayuntamiento ha adelantado que la altura máxima que autorizará será de 110 metros. Asimismo, se requiere a la autoridad portuaria que elabore un plan de movilidad para la zona.

La ampliación de la Zona de Actividades Logísticas, cerca del Prat de Llobregat, ya está aprobada, con lo que se ganará una superficie de 257 hectáreas en la que cabrán hasta 3.200 camiones. Las obras están pendientes del desvío previsto del río Llobregat.

Barcelona se mantiene como el primer puerto del Mediterráneo tanto en transporte de pasajeros como de automóviles. Este año se llegará a las 600.000 personas transportadas (550.000 en 1999). La revista Dream World Cruise Destinations, especializada en el sector de los cruceros, ha otorgado al puerto de la ciudad la consideración de mejor puerto base del Mediterráneo durante 1999. Se calcula que estos millares de visitantes dejan cada año unos 11.000 millones en la ciudad.

El tráfico de mercancías se ha incrementado un 7,7% en los seis primeros meses del 2000, y se ha llegado a las 14.850.000 toneladas. El incremento es todavía superior en lo que respecta al transporte de contenedores.

Los puertos del Mediterráneo escalan posiciones respecto a los del norte de Europa a un ritmo dos veces superior. La llegada o salida de mercancías procedentes o en dirección al Extremo Oriente y América cada vez optan más por puertos como el de Barcelona, en competencia con Marsella y Génova. Dentro del mercado español, Barcelona afronta la competencia creciente del puerto de Valencia, hacia donde se decantan cada vez más los productos procedentes del centro de la Península. Madrid, más próxima a la zona de Levante que a Cataluña, aporta un 18% del volumen de carga que sale del puerto barcelonés. La dirección portuaria ha extendido sus tentáculos comerciales hasta Zaragoza con el objetivo de captar mercancías de Aragón, Navarra y La Rioja, que actualmente operan desde Bilbao. En un futuro inmediato, se pretende constituir una central marítima parecida a la del sur de Francia.

La ampliación de la Fira

La Fira se extenderá por la Zona Franca en dirección a Hospitalet. El nuevo recinto se situará entre las calles Alumini y Alts Forns, el paseo Zona Franca y la calle Foc. El espacio conocido como Montjuïc 2 ocupará una superficie de veinte hectáreas, en donde se construirá un recinto cubierto de 70.000 metros cuadrados. La reforma obligará a modificar el Plan General Metropolitano.

La organización de ferias aporta a Barcelona un volumen de negocio indirecto de unos 120.000 millones de pesetas. Sin embargo, la ampliación de la Fira y la pérdida de incidencia de los certámenes celebrados en Barcelona en relación con la feria de Madrid (Ifema) fueron motivo de polémica durante la primavera pasada entre el Ayuntamiento, la dirección de la Fira y la Generalitat. Finalmente, la Generalitat se ha reintegrado en la gestión de la Fira -junto con el Ayuntamiento y la Cámara de Comercio- y contribuirá a su financiación con 3.000 millones.

En el año 2001, Ifema ocupará una extensión para exposiciones similar a la que tendrá Fira de Barcelona con la ampliación de sus instalaciones en el polígono Pedrosa.

Nuevas instalaciones de la Fira en el polígono Pedrosa

Š Eva Guillamet  

El Consorcio de la Zona Franca se ha sumado al clima de entendimiento que reina actualmente en la Fira. Ha empezado a promover una city metropolitana denominada Parque Logístico de la Zona Franca. El proyecto ocupará un solar de diez hectáreas cerca de los terrenos de Montjuïc 2, entre la Gran Via y la Ronda Litoral. Este consorcio edificará un complejo que incluirá un centro de convenciones, un hotel, oficinas y una pequeña área comercial. El gabinete técnico del consorcio ha propuesto también la construcción de un edificio de dos cuerpos que se levantarían a ambos lados de la calle, enlazados mediante un puente acristalado.

Museos

Barcelona afronta una reforma de sus museos municipales. Actualmente, el Ayuntamiento gestiona veintidós museos. Durante el pasado año, estos equipamientos culturales recibieron 3,4 millones de visitas, la misma cifra que en 1996. La gestión de los museos apunta hacia una menor atención a las colecciones permanentes y a los museos más pequeños y menos visitados, algunos de los cuales podrían cerrar sus puertas al público. Como contrapartida, se potenciarán los espacios museísticos que expliquen la historia de la ciudad desde una perspectiva social y que son los que despiertan más interés.

Los museos que han experimentado un mayor crecimiento en el último año son el de Ceràmica, el Picasso y el de Història de la Ciutat. En cambio, disminuye el de Zoologia.

El Ayuntamiento pretende potenciar los museos científicos en el proyecto Ciudad del Conocimiento. Así, se pretende transformar los parques de la Ciutadella y de Montjuïc en polos de divulgación científica. En Montjuïc se concentrarían programas de educación ambiental ligados al Jardín Botánico y al futuro Instituto Botánico. Asimismo, se promocionaría el Museu de Geologia, el más antiguo de Barcelona.

La gestión de los museos municipales busca, desde hace tres años, un mayor acercamiento a la ciudadanía. Por ello, el verano pasado se organizaron 48 talleres, la mayoría dirigidos a niños. Además es posible conseguir información puntual desde Internet y desde el teléfono móvil.

La financiación de los museos públicos ha sido motivo de un reciente debate ciudadano. Los centros catalanes han criticado que el Gobierno concentre en Madrid las compras de arte y que el gasto en cultura sea siete veces superior en la capital que en Cataluña. En el caso de los museos, el Prado, el Reina Sofía y el Thyssen Bornemisza acaparan el grueso de la inversión correspondiente a todo el Estado.

El MNAC, al que se pretende convertir en el principal museo de Cataluña, debe estar definitivamente acabado a finales de 2002 o a principios de 2003. El Ayuntamiento intenta que el ministerio se integre en el patronato que gestiona el recinto.

Bibliotecas

Una encuesta de la empresa Metra Seis revela que el 53% de la población española no va nunca o casi nunca a una biblioteca. A pesar de ello, el Plan de Bibliotecas 1998-2010 del Ayuntamiento de Barcelona prevé llegar a la cuarentena de bibliotecas, doce de las cuales serán de distrito, con una superficie mínima de 2.000 metros cuadrados, y veintiocho, de barrio, de entre 300 y mil metros. El plan fue impulsado desde el ICUB, con el apoyo de la Diputación, que se encarga de llenar los recintos -las bibliotecas- de contenido -libros-. El objetivo del plan es situar los índices de préstamo de libros en Barcelona al nivel de 0,75 volúmenes por habitante y año, cifra que recomienda el Colegio de Bibliotecarios y Documentalistas de Cataluña (el índice actual es de 0,3 volúmenes por persona). Según el plan de acción municipal, se invertirán 3.745 millones de pesetas hasta el año 2003. En 2010 se prevé llegar a los dos millones de libros guardados en bibliotecas municipales y a los cinco millones de consultas. La gran biblioteca de Barcelona será el Born, que, si se cumplen las previsiones, deberá estar acabada a finales de 2003. El gobierno aportará 2.000 millones para financiar la obra que dirigen los arquitectos Enric Sòria y Rafael Cáceres. Pero los trabajos son de una gran complejidad; aunque el presupuesto inicial fue de 3.700 millones, costarán 6.000.

El plan ha tenido las primeras consecuencias positivas. Las veintiuna bibliotecas públicas de la ciudad recibieron el año pasado 1,8 millones de visitas, un 20% más que en el periodo 1996-1998. La cifra de préstamos se acerca a los 900.000, un 16% más que en 1998. "La Caixa" aportará 745 millones de pesetas durante tres años para el Plan de Bibliotecas. El fomento de la lectura en la ciudad se incentiva con iniciativas como L'aventura de llegir, que ya va por la séptima edición.

Cable

En el año 2002 Barcelona contará con la instalación del 90% de la red de fibra óptica. En cuatro años, la ciudad ha visto cómo se instalaban más de cuatrocientos kilómetros de cable. La empresa Menta, que tiene el compromiso de llevar el cable a toda la ciudad, instalará 180 kilómetros de tendido en los próximos años. Menta es, junto con Telefónica, el principal operador de cable de Cataluña. La mayoría de capitales comarcales catalanas estarán cableadas en la primavera de 2001 y el cable llegará al 70% de la población de Cataluña en siete años. Menta ya ofrece sus servicios a más del 20% de los hogares de las ciudades en las que está presente. La operadora ofrece correo electrónico gratuito a sus clientes y televisión, telefonía e Internet a los abonados. La instalación de la red ha obligado a realizar numerosas obras en la vía pública barcelonesa.

Obras de cableado en la calle Pelai

Š Antonio Lajusticia  

Los distritos que más han sufrido los trabajos son Eixample, Horta-Guinardó y Sants-Montjuïc. La implantación de la red se ha visto frenada en los últimos meses por las reticencias de las comunidades de vecinos a la realización de obras en sus escaleras. Menta y otras empresas que instalan cable (Alpi, Colt, Retevisión, BTT, Airtel, Jazztel, Aló o GTS) se han coordinado para que la instalación de la red cause los mínimos problemas posibles a los ciudadanos. Este año Menta ha realizado inversiones superiores a los 34.000 millones.


Diagonal Mar

En sólo cuatro meses ya se había vendido el 70% de los 321 pisos que conforman la primera manzana de viviendas de Diagonal Mar. El complejo, bautizado como la Illa del Llac, está promovido por la inmobiliaria norteamericana Hines. La Illa está formada por un bloque de tres plantas, dos de diez y doce pisos y dos torres de veintidós plantas. En total, el nuevo barrio tendrá unos 1.600 pisos. La primera manzana de casas y el parque -obra del desaparecido arquitecto Enric Miralles- se terminarán a finales de 2001. El resto de pisos podrán ser ocupados por los nuevos inquilinos en el año 2004.

En Diagonal Mar se han invertido unos 140.000 millones de pesetas. La zona dispondrá de un centro comercial promovido por el grupo alemán Despa, edificios de oficinas, un hotel de cuatro estrellas con 150 habitaciones y uno de cinco con 450. En un solar anexo se construirá un centro de convenciones promovido por el Ayuntamiento, la Fira y la Cámara de Comercio.

Construcción de viviendas en Diagonal Mar

Š Eva Guillamet  

El Ayuntamiento de Barcelona ha puesto en marcha una prueba piloto muy cerca de Diagonal Mar, consistente en que el promotor se haga cargo de todo el proceso de construcción -incluyendo las expropiaciones- y que, a cambio, el 100% de los pisos sea a precio tasado. Se comercializarán unos 350 pisos en estas condiciones. También se construirán en este espacio dos grandes superficies de equipamientos para la ciudad.

Poblenou

El proyecto 22@ contempla la rehabilitación de más de cien manzanas de Poblenou, hasta ahora destinadas a la industria tradicional. El objetivo del plan es favorecer el desarrollo de actividades ligadas a las nuevas tecnologías. Por ello, se pondrán cada año a la venta unos 190.000 metros cuadrados de suelo, se construirán viviendas y oficinas y se promoverán actividades relacionas con las nuevas tecnologías. La iniciativa pública impulsa el proyecto, pero se espera que sea el sector privado el que edifique. El Ayuntamiento proyecta minibarrios en un tercio de estas cien manzanas, concretamente en cuatro zonas: Pere IV, Llacuna, Diagonal Mar y la calle Granada. Allí se trasladarán empresas cinematográficas, de telecomunicaciones, de diseño, de cultura y de automoción. Más de veinte promotores privados han presentado ya sus proyectos para renovar el resto de manzanas del barrio incluidas en el plan, la mayoría de las cuales son complejos de oficinas.

En el 2004 un tercio del nuevo plan deberá haber sido ejecutado y, en ocho años, se tendrá que haber conseguido el 90%. Sin embargo, se calcula que la totalidad de la transformación durará unos veinticinco años.

El Ayuntamiento invierte en Poblenou 42 millones de euros (unos 7.000 millones de pesetas). Una sociedad anónima municipal vela por el estricto cumplimiento del plan.
En lo relativo a la vivienda, 22@ prevé la construcción de 5.600 pisos, todos ellos a un precio inferior al de mercado. Un 15% de la oferta será de pisos de alquiler. El plan 22@ propone instalar sistemas derivados de las energías renovables y la construcción de una red de climatización. La recogida de basuras se realizará mediante un sistema automático y los transportes se verán potenciados por el refuerzo de la línea 4 y una nueva línea entre la Gran Via y la calle Tànger.

Se prevé que la culminación del plan supondrá que se tripliquen los puestos de trabajo existentes en el barrio -unos 30.000-, hasta alcanzar los 100.000.

Según las previsiones municipales, la circulación de vehículos privados por Poblenou será un 30% inferior a la del Eixample. La trama urbana ideada por Cerdà se adaptará a las necesidades actuales. Sólo una de cada tres calles se reservará íntegramente para la circulación de coches. Los cruces se modificarán para reservar espacio para carga y descarga y se reducirán las zonas de aparcamiento. Se utilizará en gran medida la tecnología aplicada al tráfico, de forma que el funcionamiento de los semáforos estará condicionado al paso de autobuses y tranvía.

Una de las primeras inversiones del nuevo Poblenou que se materializará es un edificio para favorecer el desarrollo económico, la sede de Barcelona Activa y de la Ciudad de las Nuevas Ocupaciones, que costará unos 800 millones y cuya conclusión se prevé para finales de 2001.

El plan de infraestructuras prevé una inversión de 26.500 millones, 15.200 de los cuales serán aportados por promotores, 9.500 millones por las empresas de servicios y 1.800 millones por el Ayuntamiento.

Ciutat del Coneixement

El Ayuntamiento impulsa la potenciación de la ciudad como sede de actividades y empresas relacionadas con las nuevas tecnologías, la cultura, la ciencia y el conocimiento en general. El desarrollo de este sector se considera básico para consolidar un mercado clave en la nueva economía. Se trata de potenciar un modelo diferente del que sería la sociedad de la información. A diferencia de ella, se apuesta por la ciudad que utiliza la información para el saber, para discernir y tener una actitud crítica si es necesario, para tener un desarrollo sostenible y duradero en el tiempo.

El Ayuntamiento ha creado una concejalía específica llamada Ciudad del Conocimiento, al frente de la cual se encuentra Vladimir de Semir. Entre sus objetivos figuran impulsar al Fòrum Universal de les Cultures Barcelona 2004, incentivar el plan 22@ para Poblenou y, en general, fomentar las actividades ricas en conocimiento, como la enseñanza, los centros de investigación, las empresas de I+D, los centros de información y documentación, el medio audiovisual o las actividades artísticas. Uno de los objetivos que se plantea es hacer llegar el cable a todos los barrios.

El Ayuntamiento negocia con las universidades con la intención de implicarlas en el proyecto, ubicando parte de sus instalaciones en la zona de futuro desarrollo del Fòrum Universal de les Cultures Barcelona 2004. De hecho, el plan está estrechamente vinculado a las operaciones urbanísticas que se planean en la fachada marítima y en el barrio de Poblenou. La gran complejidad del proyecto hará que esta gran transformación se prolongue hasta la próxima legislatura.

El proyecto Ciutat del Coneixement nace de la voluntad de reforzar las potencialidades de Barcelona en cuanto a recursos humanos y desarrollo técnico y económico, para erigirse en capital del Mediterráneo. Con estas armas, a las que se suman la imagen de Barcelona y la calidad de vida, se quiere contrarrestar el creciente poder económico que se concentra en Madrid, a raíz del traslado de numerosos centros de decisión a la capital.


2004

El Fòrum Universal de les Cultures se inaugurará el 23 de abril de 2004, coincidiendo con la celebración del día de Sant Jordi, y se clausurará con el piromusical de las fiestas de la Mercè. La organización espera que unos seis millones de personas asistan al gran certamen. Tres serán los ejes en torno a los que girará la gran cita: la diversidad cultural, la sostenibilidad y la creación de las condiciones para la paz. Se celebrarán numerosos debates en torno a temas concretos que se prolongarán durante dos semanas. En el recinto de congresos de la calle Prim se tratarán los temas incluidos en el concepto Del sonido a la voz, sobre la comunicación como expresión de la diversidad y como medio de diálogo entre culturas. En una explanada cercana se instalará una gran carpa que acogerá Habitar el mundo, que explicará la forma en que los asentamientos urbanos se estructuran con criterios de sostenibilidad y convivencia. Frente al mar se instalará Las aventuras del espíritu. Viejos y nuevos mitos, centrada en la multiculturalidad. El foro irá acompañado de un festival de las artes, de veintiún conciertos, de un proyecto educativo en el que participarán 20.000 entidades de cien países y de una serie de actos que se concretarán en los próximos meses, con el apoyo de la ONU y la Unesco, que se ha involucrado en la organización con la designación de tres observadores.

Banderolas promocionales del Fòrum Universal de les Cultures

Š Eva Guillamet  

El Fòrum 2004 costará unos 60.000 millones de pesetas, que aportarán las administraciones (43%), las empresas (30%) y los visitantes (27%). En el capítulo de gastos no se incluyen los costes de urbanización.

La principal área que es preciso urbanizar es la fachada marítima próxima a Sant Adrià, donde se construirá un puerto deportivo con capacidad para mil embarcaciones. Una parte de los equipamientos y el futuro zoo marino se construirán sobre terrenos ganados al mar. La plataforma, de cincuenta hectáreas, estará atravesada por la prolongación del paseo Marítim desde la Vila Olímpica. Las obras de todo este conjunto están a punto de empezar. La inversión total prevista ronda los 170.000 millones.

El palacio de convenciones tendrá capacidad para 20.000 personas y el edificio del Fòrum, situado junto a él, para 4.000. La plaza central del foro ocupará una extensión de veinte hectáreas. Además, se urbanizarán dos parques, uno de los cuales funcionará como ecocámping, como mínimo durante los seis meses que durará el certamen.

La iniciativa de organizar un foro de las culturas ya tiene seguidores. La ciudad de Oporto se ha ofrecido para preparar una nueva edición en el año 2008.